El fundador de la revista Playboy, Hugh Hefner, aceptó vender por 100 millones de dólares la famosa mansión de los Playboy y que por años sirvió de dulce hogar para las sexy conejitas, luego de la llegada de la primera oferta que hizo el millonario empresario arrancando en 200 millones pero el nuevo dueño y ahora propietario, Daren Metropoulos, logró esa increíble negociación.

Según la agencia de noticias EFE este acuerdo comercial incluye algunas cláusulas y la primera es que Hefner, de 90 años, podrá residir lo que le resta de vida en la mansión, que compró en 1970 por un millón de dólares y que está ubicada en las colinas de Holmby Hills, de Los Ángeles.

"La mansión Playboy ha sido el centro creativo de 'Hef', su residencia y su lugar de trabajo durante los últimos 40 años, y así seguirá siendo si se vende", indicó en un comunicado, cuando salió a la venta la mansión, el director ejecutivo de Playboy Enterprises, Scott Flanders.

El nuevo propietario de la vivienda, conocida mundialmente por sus fiestas y las "conejitas" de Playboy, de 33 años y es co-director de la firma de investigación Metropoulos & Co, que incluye en su cartera la empresa de dulces Hostess y la cervecera Pabst.

Según la página web de la compañía, Daren Metropoulos adquirió en 2006 como residencia personal la vivienda adyacente a la mansión de Playboy.

La intención en el futuro es unir estas dos viviendas y que cuando se levantaron en los años 20 del siglo pasado formaban una sola propiedad.